La pandemia del pl谩stico

0
32
Foto: Giovanni Calder贸n, Director Ejecutivo Agencia de Sustentabilidad y Cambio Clim谩tico

Por: Giovanni Calder贸n Bassi / Director Ejecutivo Agencia de Sustentabilidad y Cambio Clim谩tico

El pr贸ximo 3 de agosto se cumplen dos a帽os desde que entr贸 en vigencia la ley que proh铆be la entrega de bolsas pl谩sticas en el comercio a nivel nacional. Esta ley ha generado un cambio radical en el consumo y se ha transformado en un fuerte impulso para la transici贸n del pa铆s hacia una econom铆a circular.

En su primer a帽o de implementaci贸n en el retail y los supermercados, se ha logrado sacar de circulaci贸n m谩s de 2.200 millones de bolsas pl谩sticas, cifra que aumentar谩 cuando, a partir del pr贸ximo mes, se sumen las micro, peque帽as y medianas empresas, como los almacenes de barrio, cerrando todo el circuito comercial al uso de bolsas pl谩sticas.

Contrariamente a lo augurado por algunos pesimistas, los consumidores reaccionaron a la altura de la urgencia y han internalizado el h谩bito de usar bolsas reutilizables o biodegradables.

Pero, pese a todo, estamos muy lejos de eliminar totalmente las bolsas pl谩sticas y todo ese mundo de objetos y productos que usamos a diario.

Seg煤n cifras globales, anualmente se usan m谩s de quinientos mil millones de bolsas de pl谩stico a nivel mundial. La mitad se desecha luego del primer uso y tan solo entre el 1 y聽 el 3% se reciclan. El resto acaba en cualquier parte, contaminando los suelos y el agua con part铆culas de micro pl谩stico.

El D铆a Internacional Sin Bolsas Pl谩sticas este 3 de julio, es un recordatorio de nuestro compromiso por reducir al m铆nimo el uso del pl谩stico, en momentos en que el consumo de art铆culos pl谩sticos se ha disparado debido a las necesidades generadas por la pandemia del COVID-19.

El uso obligatorio de m谩scaras y la necesidad de utilizar guantes, batas, bolsas y otros elementos por parte del personal de salud, as铆 como el aumento de envases para comida y embalajes del comercio distribuidos por delivery, han provocado un verdadero shock de pl谩stico en el medio ambiente.

Solo en marzo, China export贸 a pa铆ses afectados por el coronavirus alrededor de 3.860 millones de mascarillas, 37.500 millones de trajes de protecci贸n y 2.840 millones de kits de detecci贸n de COVID-19, todos con componentes pl谩sticos.

Ante otra posible oleada de desechos pl谩sticos cuando el mundo retome sus actividades normales, los gobiernos y las empresas deben abrir oportunidades para la innovaci贸n y el ecodise帽o, en la b煤squeda de materiales biodegradables, reciclables y de bajo costo, que permitan acelerar la transici贸n hacia un mundo sin pl谩sticos.

Que el planeta haya parado por una pandemia, no significa que los problemas que lo aquejan hayan terminado. La lucha contra la contaminaci贸n debe continuar o pronto seremos v铆ctimas de una nueva y destructiva pandemia: la pandemia del pl谩stico.

PUBLICIDAD

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende c贸mo se procesan los datos de tus comentarios.